Blogia
Derecha Liberal

Partido Popular

La degeneración del Partido Popular

La degeneración del Partido Popular

El Partido Popular está degenerando a velocidad sideral. El responsable, Mariano Rajoy, un gallego que ha demostrado que es un gran seguidor de Marx. No de Karl (de momento), sino Groucho. Ya saben: "Estos son mis principios. Si a usted no le gustan, tengo otros". Un personaje colocado al frente del partido de manera antidemocrática -a dedo- y que no tiene el menor rubor en presentarse hasta tres veces a unas elecciones generales. La consecuencia inmediata: la afloración de toda una escuadra de socialdemócratas ’populares’ que parece van a terminar haciéndose con el contro del partido. Entre estos:

1) Alberto Ruiz-Gallardón Jiménez, el ave fénix del PP, resurgido de sus cenizas. Intervencionista, socialdemócrata y prisaico.

2) El retador José María Lassalle Ruiz, un socialdemócrata antiliberal y maleducado. Está casado con una socialista-separatista. Natural.

3) La socialista Celia Villalobos Talero. Un submarino socialista-peronista bastante más visto que las tetas de Pamela Anderon. A esta tampoco le va eso de la renovción.

4) El marido de la antedicha, Pedro Arriola, un siniestro e inevitable personaje que no da un paso sin cobrar (Isabel San Sebastián). Es un socialista que ha conducido al PSOE a dos victorias consecutivas en las elecciones generales españolas: en el 2004 y en el 2008.

5) Javier Arenas Bocanegra, presidente del comité electoral nacional del PP derrotado elecciones generales de 2008. La renovación no va con él. Dicen que es demócrata cristiano. Suponemos que del ala que entregó en chile el poder al marxista-leninista Salvador Allende. Para nosotros es un socialdemócrata más. Con vocación, eso sí, de mantener el PP en la oposición de Andalucía durante medio siglo, lo cual tiene su mérito.

6) El regionalista Alberto Núñez Feijoo, un ’pepero’ para el que resultaron "excesivas" las referencias a la unidad de España en los proyectos de estatuto andaluz y castellanomanchego. Extraño ’pepero’, ¿no?

7) Jorge Moragas, el especialista de la Banda de los Cuatro en bajada de pantalones. Para él, España es un país, "tan complejo diverso y plural que te ves empujado a pactar". Incluso con quienes nunca querrán pactar con el PP, tinelles y estellas mediante.

8) Gabriel Elorriaga Pizarik, amante del consenso y especialista en unir destinos junto a quienes te escupen a diario.

9) Soraya Sáenz de Santamaría, estrella del ’simpático equipo’ rajoyesco, que propugna un liberalismo social o, lo que es lo mismo, un socialismo liberal. Cuando se retire de la política, como su ’amigo’ Eduardo Zaplana, puede fichar por el equipo de socialistas liberales González-Slim ó Slim-González.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

José María Lassalle, el antiliberal antipático

José María Lassalle, el antiliberal antipático

Pues resulta que en el Partido Popular, partido político que presume -cuando quiere- de defender principios patrióticos y liberales, hay enquistados una serie de personajes de claro tinte centrista, por no decir socialdemócrata, que en nada ayudan al votante del PP a saber qué es lo que votan. Ahí está la llamada "Banda de los Cuatro" (no la china) -Esteban González Pons, José María Lassalle, Jordi Moragas y Pedro Arriola-, que podría ser completada por otros beneficiarios del giro al centro de Mariano Rajoy como Soraya Sáez de Santamaría, Gabriel Elorriaga o Ruiz-Gallardón.

De toda esta familia centrista, en estas últimas horas ha sido José María Lassalle quien se ha ’lucido’ por haberse dedicado a enmendar la plana a nuestra admirada y querida María San Gil, mujer de derechas, mujer liberal... Lassalle, firme defensor de la China comunista en el diario ABC, saltó a la palestra hace un mes por su artículo de El País titulado Liberalismo antipático. Para Lassalle, los liberales somos muy, muy antipáticos. Y si mezclamos liberalismo y derechismo o neoconismo, ya ni les decimos.

A Lassalle le dan miedo las apelaciones a Friedrich Hayek y a Milton Friedman. Alucinante, ¿verdad? Pues este es el personaje que ha enmendado la plana a María San Gil en la ponencia del PP, nada más y nada menos que el secretario de Estudios del PP. Pobres ’estudiantes’. Bueno, pues a nosotros nos dan ’miedo’, por ejemplo, los socialistas separatistas como la mujer de Lassalle, doña Meritxell Batet, diputada del PSC.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres